Agradecemos todo el equipo de MasticadoresdeLetras la opinión final sobre nosotros de Eduardo. Luchamos cada día por mantener la independencia y el respeto de cada autor (y la capacidad reflexiva asociada) creo Ana de Lacalle comparte esto. Saludos j re crivello

1,- A grandes rasgos cómo te describirías

Además de los seres queridos, hay dos grandes pasiones que definen mi vida; la filosofía y la música. Ambas arribaron a mí en la adolescencia. El punk, por ejemplo, contribuyó a que tempranamente me convirtiera en un ser crítico, pero tal crítica se basaba principalmente en la ironía. Fue gracias a mis estudios en filosofía que adquirí un pensamiento más metódico. Si bien fui formado (o más bien deformado) bajo la tradición analítica, la variedad de lecturas que ido acumulando en el tiempo me ha servido para ampliar la mirada, incluso más allá de la filosofía. Trato que mi vida deambule entre lo apolíneo y lo dionisiaco.

2,- ¿Cual dirías que fue el libro que te sedujo literaria o filosóficamente?

Que recuerde, la primera obra litera que me marcó, cuando recién comenzaba a adquirir algo de conciencia, fue Un mundo feliz de Aldous Huxley. De ahí en más siempre me han fascinado las distopías, probablemente por la crítica al optimismo modernista y al orden establecido. Por las mismas razones, ya estudiando filosofía, me capturó la obra de Nietzsche, pues, a mi juicio, esta desenmascara (o deconstruye) las supuestas verdades que nos rigen. La obra que me atrajo durante mucho tiempo fue la Gaya ciencia, pues en ella no solo se niega, sino que también se afirman nuevos valores, en un intento de superación del individuo.

3,- ¿Dirías que la Filosofía es Literatura crítica, o que esta última también debería serlo?

Puede haber obras y/o autores que desde la filosofía tengan puntos de encuentro con la literatura, como así también desde la literatura y poesía hay autores que se acercan a la filosofía. No obstante, hay muchas más obras filosóficas y literarias que no cruzan la línea divisoria entre ambas disciplinas (pensemos, por ejemplo, en todo el bodrio de la filosofía lógica y analítica). A mi juicio, las obras que cruzan estos límites son las más valiosas.

4,- Si tuvieras que recomendar tres lecturas ¿Cuáles serían y por qué?

Más que obras, recomendaría autores del siglo XX que marcan la pauta filosófica para el siglo XXI: Wittgenstein, Heidegger y Cioran.

5,- ¿Son tiempos para la reflexión crítica o es algo que genera indiferencia?

Creo que son tiempos para la crítica, más no para la reflexión. Vivimos en una época nihilista, esto es, principalmente de provocaciones y polémicas destructivas, las cuales imposibilitan el diálogo y, con ello, la reflexión. Simbolizaría nuestra era como la del león de Nietzsche; transformación del espíritu que se desprende de la pesada carga del deber, remplazándola por el hedonismo y el querer personal. Falta la transformación en niño para el advenimiento de un nuevo comienzo, desde la humildad, el pluralismo y la tolerancia.

6,- ¿Has realizado alguna incursión en el mundo editorial?

De momento no, pero tengo varios proyectos en carpeta.

7,- ¿Por qué crees que merece la pena dedicar gratuita y generosamente parte de tu tiempo a colaborar con MASTICADORES?

Pues, como comentaba antes, cuenta como un aporte a dejar atrás las confrontaciones y polémicas que nos rodean diariamente, por ejemplo, a través de las redes sociales. Desde el pluralismo, este espacio es un oasis que contribuye a aumentar el diálogo y la reflexión racional, algo que, en nuestros días, parece en peligro de extinción.

8,- En este ámbito de la crítica y la reflexión, ¿en qué sector te sientes más a gusto?

A pesar de que he centrado mis estudios oficiales en el área de la filosofía de las ciencias, trato constantemente de ampliar mis horizontes de estudio. Hoy dedico bastante tiempo a estudiar sobre ética, estética, política y algo de poesía.

9,- ¿Somos una especie en extinción?

Creo que sí. Sin embargo, estos espacios nunca han abundado. De allí el valor que siempre han tenido para la divulgación. Por lo demás, desde la pedagogía está siempre la oportunidad, por no decir el deber, de hacer perdurar la raza crítica-racional de filósofas y filósofos a través del tiempo.

10,- Añade algo que no te hallamos preguntado y desees decir. Bueno, espero contribuir a la reflexión en este espacio que, por lo que se ve, es bastante diverso e interdisciplinario. Justo lo que necesitamos para ampliar los horizontes en los turbulentos tiempos que vivimos