FEBRERO FEBRIL by Scarlet Cabrera

Huye la esperanza sin fervientes
gime el alma sus terrores
titánicas se agigantan las fronteras
fusil aplastando al vulnerable
asquerosa lujuria del poder


A casi un año del confinamiento.

En ese ahora de ametrallada  remembranza, visto en retrospectiva, la sociedad de siempre ha reafirmado su manera de hacer negocios hasta de una pandemia.

No debería sorprender considerando que la eterna guerra ha sido la sempiterna fuente de incalculables riquezas y redefinición de los mapas geopolíticos en cuanto a la reorganización del poder.

En esta contienda del virus ha cambiado el ejército y la forma de apocalipsis; no obstante, queda intacta la capacidad de los poderosos para adaptarse a las circunstancias y perpetrar el festín de la mortandad controlando en este caso, al Grial de la vacuna transmutando a la supervivencia en la fatídica agonía de los desventurados.

La enajenada humanidad es una Oda al orgullo nacional en menoscabo del ser común, poblador sin Derechos ciudadanos ya que su vida está en manos del desconcierto.

La enfermedad nos agrupa separándonos del Gran Hermano quien cada vez es más real mientras sus manos invisibles mueven más hábilmente los hilos de la mayoría que fungen como títeres entre los dedos de su frialdad.

…y aunque el COVID-19 ha igualado cierta medida a la muerte en la espantosa sumatoria de personas que lamentablemente han fallecido,  las diferencias siguen siendo abismales unido a la novedad que la miseria tradicionalmente individual y propia de los países invisibles, ahora ha extrapolado a la contienda virtual entre los  países del denominado del Primer Mundo vociferando descontento entre sus fronteras.

Vienen como ráfagas multiplicándose en mi mente, Aquel aforismo de Rousseau en El Contrato Social.


“El hombre ha nacido libre y por doquiera se encuentra sujeto con cadenas”


La actualidad está decapitando ideas que solían ser bellas y revolucionarias.

Coexistimos en un presente intoxicado y lamentablemente, no es únicamente por la pandemia.

Espanta corroborar que la gran exigencia social es solicitar más aforo en cuanto a reunirse para disfrutar de la nada evasiva; por supuesto, el ocio es significativo pero analizando la circunstancia que nos invade ¿No deberíamos estar organizándonos demandando soluciones ante la debacle que coacciona al ser humano más desventajado en cuanto a que sobre su espalda pesa el horror absoluto que lo ha abandonado a su “suerte” en todos los sentidos?

Indagando a  Rousseau.


¿Nacemos realmente libres?

¿Acaso lo más relevante no está predeterminado?

¿Ir de ratones de laboratorio que además sonríen, no es el vacío más espeluznante?

Desde canciones inolvidables a grandes verdades. De Janis Joplin – Me & Bobby McGee

 “Freedom’s just another word for nothing left to lose,
Nothing don’t mean nothing honey if it ain’t free, now now”

Alucinando.

Los grandes debates que en el pasado transformaron la humanidad, duele sentir que duermen el sueño eterno de los vendados.

La enajenación tiene el aforo intocable y esa minusvalía sociocultural es el pilar que sostiene a la desvirtuada libertad encadenada.

La salud se encuentra bajo el control de corporaciones. Esa es una sentencia simplemente atroz.

Se firmaron contratos millonarios para sentir la seguridad de poseer la Piedra Filosofal del XXI, luego,  comenzaron los fallos en las entregas del tan ansiado medicamento lo cual debería ser obvio si se evalúa la capacidad de producción que implica haberlo crearlo para  el mercado internacional, agujero de gusano desesperado de prontas soluciones cuando la economía mundial anda de cuidados intensivos.

Citando a la BBC desde su publicación del 28 de enero del 2021:

“Según confirmó una fuente anónima a la agencia Reuters, la UE obtendría un 60% menos de dosis que las prometidas para enero-marzo de 2021. La Agencia Efe lo sitúa en el 25%.”

“ Pese a esos retrasos anunciados para la UE, AstraZeneca sí espera entregar las dosis previstas para Reino Unido, lo que también generó controversia.”

Las naciones con dólares o euros tras la saga del medicamento enfrentándose entre sí con el poderío de la arrogancia más aguda y  vil, exhortado el cumplimiento de los compromisos sellados y las corporaciones, de “inocentes” susurrando patéticas escusas, repartiendo la codiciada medicina acorde a sus intereses trasnacionales.

…y el planeta de los desfavorecidos intuyendo que como de costumbre, fenecerán asfixiados sin haber visto la primera inyección porque serán los últimos de la lista.

Primero los más iguales. Cuando ya se hayan llenado las arcas, recuperado lo invertido y magnificado al infinito las sobre ganancias, aparecerán ONG tendiendo su falsa solidaridad intentando aplacar la desolación de los aquellos. El gran negocio del Covid.

Llueven toques de queda, se atiza el desempleo y el virus mutando.


…mientras, se clausuran determinados locales e imponen más leyes represivas.


 Hay tantas incógnitas en este teatro.

…y Rousseau.



La arrogancia ensalza al egoísta
ególatras regodeándose en su fe
impúdicas se comprimen
las horas del mundo
minutero quemándonos  la piel
 

Scarlet Cabrera

Nota Fuente https://www.bbc.com/mundo/noticias-internacional-55835623#:~:text=Seg%C3%BAn%20confirm%C3%B3%20una%20fuente%20an%C3%B3nima,de%20comprar%20100%20millones%20m%C3%A1s.

Un comentario sobre “FEBRERO FEBRIL by Scarlet Cabrera

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s